Si pudiera desear algo

Si pudiera desear algo

Año: 2021

Color: Color

Duración: 68 min.

País: México

Director: Dora García

Reparto: La Bruja de Texcoco

Guion: Dora García

Fotografía: Miriam Ortiz Camera

Edición: Simon Arazi, Dora García

Compañía productora: Auguste Orts & Le Fresnoy – National Studio of Contemporary Arts

Música: La Bruja de Texcoco, Jan Mech

Sonido: Isis Puente, Laszlo Umbreit

Sinopsis

La cineasta propone componer una banda sonora inspirada en las manifestaciones feministas que se han producido en la Ciudad de México en los últimos cinco años. Estas demostraciones de protesta han modificado y se han apropiado tanto del espacio como del discurso público. La película entonces sigue dos caminos: el primero, la recopilación de imágenes y sonidos de estas marchas; y el segundo, la composición, grabación e interpretación final del tema a cargo de la artista trans La Bruja de Texcoco.

Opinión

Con el feminicidio al alza; las marchas feministas del 8M; las voces de protesta en distintos estados y ser mujer todos los días, el tema de la violencia de género se palpa y nos conmueve de forma abrumadora no sólo en el poema de Sor Juana Inés de la Cruz –Hombres necios que acusáis a la mujer sin razón…−sino con la frase que queda en el aire: Si pudieras desear algo.

Las voces de las mujeres se funden con la música de protesta que usan para acompañarlas durante todo el recorrido, a veces se grita, otras se llora, se guarda silencio sólo para recordar a las miles de desaparecidas, violadas, quemadas, mutiladas a lo largo y ancho de América Latina, pero el silencio es interrumpido por consignas, gritos, más cantos: “Somos malas y podemos ser peores”, entonan algunas mientras bailan alrededor de una hoguera improvisada.

Se contrapone otra historia, la de La Bruja de Texcoco, una mujer trans que en realidad prefiere no usar etiquetas para definirse, menos a su música, compuesta a través de su experiencia y con influencia de sones, huapangos, pero con una mezcolanza de bajos y guitarras eléctricas, lo mismo que instrumentos indígenas, todo esto logrando identificarla mejor que el uso de femenino o masculino.

Sus letras hablan de la soledad, del reencuentro, de no pertenecer a ningún lado, temas que le gusta compartir con disidentes de comunidades indígenas quienes al igual que La Bruja, entienden el sentimiento a través de la música, algunas veces en español, otras e sus lenguas para intentar que ese acercamiento sea aún menos abrupto.

Regresamos a la marcha en Reforma, como si nunca nos hubiéramos ido y la paz de La Bruja no hubiera sido más que un sueño, allí las consignas de memoria cambian a reclamos personales, a vivencias, traumas; hechos que en menor o mayor medida todas las mujeres de Latinoamérica ya hemos vivido, unas con más suerte que tras porque estamos vivas, hechas pedazos, pero volvimos a casa.

Un altar improvisado contiene las fotos de sólo algunas de las que ya no están, quienes nos faltan, pero no en el corazón ni en el espíritu, porque nuestra voz es la suya, nuestros gritos y puños son uno, la Bruja lo sabe: “…el mundo está hecho para las masculinidades, no para lo femenino ni para lo disidente”. Las dos historias se unen, Si pudieras desear algo ¿sería ser un poco más feliz aunque después extrañes la tristeza?

La pelíula Si pudiera desear algo es parte de la programación del FICUNAM 12. Para más información de esta y otras cintas puedes ver la programación en: https://ficunam.unam.mx/