El Mundial Rusia 2018 en Películas Parte 2: Octavos y Cuartos de Final

Sigo sin saber nada de futbol, sin embargo cuando empecé esta serie de artículos, sabía que era complicado que México llegara a la final y que a pesar de esto tendría que continuar con estos artículos en los que hablo de mis películas favoritas de los países contra los que se enfrentó México en el mundial. Lamentablemente México fue descalificado por Brasil, y esperé algunos días a ver cómo le iba a Brasil en su siguiente fase para saber a dónde iríamos con esta segunda parte. Ahora Brasil se quedó atrás en el camino a la copa y me siento menos mal de continuar.  Así que en esta segunda parte seguiremos la trayectoria de Brasil en el mundial. Si no han leído la primera parte la pueden encontrar aquí.

 

Octavos de Final: México vs. Brasil


Brasil: Tropa de Elite (2007)

Es difícil elegir entre cuál película me gusta más si Tropa de Elite o su secuela, pero si nunca has visto ninguna, el lugar obvio para empezar sería la original. Son dos excelentes películas de acción brasileñas dirigidas por José Padilha, quien después dirigiría y produciría la serie Narcos para Netflix con la magnífica y magnética actuación de Wagner Moura, quien también protagoniza este par de películas. Así como en la serie de Narcos Wagner Moura se roba la atención en cada segundo que aparece Pablo Escobar en pantalla, en Tropa de Elite sobresale con su personaje Roberto Nascimento; y no se preocupen si son de esa minoría a quienes les molestó su acento en la serie, aquí el personaje es brasileño igual que el actor. La película está escrita por José Padilha y por Bráulio Mantovani, quien también escribió probablemente la película brasileña más famosa que conozco, Cidade de Deus, mejor conocida como Ciudad de Dios en español. Si viste Ciudad de Dios y pensaste, “vaya, esta película es muy buena pero hubiera sido mejor si hubiera tenido más acción”, definitivamente encontrarás lo que estabas buscando al ver las dos películas de Tropa de Elite. Lo fascinante de la acción en estas películas es que las situaciones que se presentan son extremadamente reales y crudas, similar a Ciudad de Dios, y todo esto le da un tinte más impactante a la violencia. Es mucho más sangrienta que una película de acción estilo Hollywood, y la edición es muy rítmica, sabe balancear cuándo es importante ver una secuencia larga sin cortes y cuándo es necesario hacer cortes rápidos para mantener un buen paso en la película. Es una película que es igual de entretenida como es interesante y esclarecedora, porque pinta una realidad que pocos conocemos de primera mano de la sociedad brasileña y que posiblemente en especial en nuestro país nos podemos identificar con algunas situaciones que se viven de violencia policial y del narcotráfico en nuestro país.

México: Miss Bala (2011)

Quizás la película más obvia con la que pudiera comparar Tropa de Elite sería El Infierno pero no soy ni poquito fan de las películas de Luis Estrada, así que voy a fingir que no la conozco. Por su parte, Miss Bala, que está lejos de ser una película perfecta, es uno de los mejores intentos que he visto en el cine mexicano de hacer una película si bien no de acción como tal, una película con acción. Dato curioso: tanto el protagonista de El Infierno, Damián Alcazar, como la protagonista de Miss Bala, Stephanie Sigman, después trabajaron con el director de Tropa de Elite en la serie Narcos.  Miss Bala es una película interesante en la que a pesar de ser una película que trata el tema más trillado en la historia del cine mexicano, tiene secuencias que normalmente no se ven en el cine mexicano y que legítimamente parecen tratar de mostrar algo que no acostumbramos ver en nuestras películas. No me voy a proclamar un máximo fanático de la película, principalmente porque creo que le falta un poco de cohesión y el paso acelerado de la trama no le hace ningún favor a su tono y personajes, pero creo que es una película que vale la pena verla, si mínimo por ver la película que le dio fama a Stephanie Sigman, quien años después sería una chica Bond aunque fuera por pocos segundos en pantalla. Realmente creo que hace falta más cine de acción mexicano, porque no pude pensar en otras películas que no involucraran a los hermanos Almada. ¿Qué películas recomiendan ustedes?

Cuartos de Final: Brasil vs. Bélgica

Bélgica: Mr. Nobody (2009)

Definitivamente necesito ver más cine belga, o cine más belga, porque no tenía idea que esta película era de Bélgica con eso que su protagonista es Jared Leto. Mr. Nobody es una película que es más interesante como ejercicio de pensamiento metafísico pacheco filosófico que como película en sí, pero no me atrevería a decir que es una película mala. Es una película que parece tener mucho qué decir, pero mucho de lo que dice lo han dicho mucha otras películas de maneras mucho más interesantes y entretenidas, Mr. Nobody simplemente lo recopila todo en una sola cinta. Principalmente es muy parecida a The Butterfly Effect, excepto que en The Butterfly Effect vemos al personaje de Ashton Kutcher batallar con las consecuencias de sus elecciones. En Mr. Nobody, el personaje de Jared Leto cuenta en su lecho de muerte la historia de su vida con varias vertientes diferentes de lo que pudo haber sido de haber tomado decisiones diferentes en distintos puntos de su vida; sólo que dice tener la habilidad de ver todas las versiones de su vida y lo drásticamente diferentes que son los resultados por tomar una decisión u otra. Es una idea interesante y se presta para reflexión y discusión sobre qué pueden significar estas ideas para cada uno de nosotros. Mi principal problema con esta película es que cuando el personaje dice haber vivido todas las versiones de su vida, las que terminaron bien y las que terminaron mal, no hay trama ni riesgos, sólo escenas deprimentes y escenas no tan deprimentes. Es como si al final del Efecto Mariposa hubiera terminado con todos los finales alternos y además agregarle un final feliz y un final abierto.

Brasil: O Homem do Futuro (El Hombre del Futuro) (2011)

Regresando a Brasil y a Wagner Moura, O Homem do Futuro también es una película que recuerda mucho al Efecto Mariposa, pero en lugar de ser un thriller o una película belga para reflexionar, es una comedia que recuerda mucho más a Volver al Futuro. En esta película tenemos a Wagner Moura como Zero, quien tiene tanto reputación de genio como de científico loco, su vida personal es un desastre y está a punto de perder su trabajo por falta de resultados en un proyecto de construir una máquina para crear una nueva fuente de energía sustentable. En un momento de desesperación, Zero decide probar su invención y descubre que accidentalmente creó una máquina del tiempo. Como un tipo de chiste cruel, la manera en que lo descubre es al despertar 20 años en el pasado en la víspera de la mayor humillación de su vida en la que la única mujer que ha amado lo traiciona y se burla públicamente de él al estilo Carrie. Después de esto, como Volver al Futuro 2, vemos a Zero regresar una y otra vez entre el pasado y futuro para tratar de corregir todo lo que cambia en su primera visita. También como el Efecto Mariposa vemos los distintos resultados y distintas realidades que se generan al modificar una simple decisión en el pasado. Es una película bastante divertida, que quizás no es absolutamente nada innovadora ni tiene ningún peso filosófico que no hayan cargado mejor otras películas, pero es una película bastante entretenida y al igual que en Tropa de Elite y Narcos, Wagner Moura es una presencia imperdible en pantalla, y después de verlo en personajes tan poderosos e imponentes como Roberto Nascimento y Pablo Escobar, es bastante gracioso verlo hacerla de perdedor y bufón.

Esperen la tercera y última parte de esta serie de artículos sobre el Mundial Rusia 2018 en donde cubriremos el partido semifinal de Bélgica vs. Francia y la final. Mientras tanto yo cruzaré los dedos porque no llegue Croacia a la final porque posiblemente no conozco ninguna película de ese país. Y ustedes ¿Qué películas hubieran elegido de Brasil, México y Bélgica?